Diario de un gato negro

Recuerdos oscuros | Capítulo 2

Vince se da cuenta del secreto mejor guardado de su esposa, pero reconoce no fue un santo con su familia y revela sus recuerdos oscuros.


Recuerdos oscuros

26 de Noviembre de 2014. El poeta griego Sófocles dijo que una mentira nunca vive hasta hacerse vieja. No hay frase más verdadera en éste mundo cruel.

No diré ninguna broma de humor negro, sólo lo que sucedió en éste día tan triste, para mí. Pero, para mi esposa fue el mejor día de su vida.

Después de mi funeral, noté que ella estaba muy feliz, como cuando nos conocimos. El luto por mi muerte le duró bastante poco, pero eso no fue lo que más me dolió.

Hace unos meses, ella salía con otro hombre que la llevaba a lugares sofisticados y le regalaba objetos lujosos que yo no podía comprar.

Yo era un buen abogado y ganaba harto dinero, pero mi prioridad eran mis hijas y el hogar. No lo sabes lo que se siente descubrir que te han engañado en tu propia cara y sin tener la capacidad de decir algo. Eso puede patear el ego del más fuerte.

Sin embargo, sería un hipócrita al victimizarme porque la engañaba con mi voluptuosa secretaria. Así que, en ese sentido, estamos a mano. La cosa es que ella nunca lo supo y ahora no puedo confesarlo por venganza.

Antes de decirme que soy un reverendo imbécil, ponte en mis zapatos. ¿Quién en su soberano juicio soportaría ver a una secretaria tan hermosa sin tener ganas de ser infiel?

Si tienes una pareja, no digas nada y tampoco te rías delante de ella, porque no me haré responsable de que tengas un día de mierda.

¿Por qué Dios me convirtió en un gato negro? Si fuera un alma en pena, hubiera visitado a esa mujer en sus sueños para decirle la verdad y verla sufrir un rato. Pero, el karma es así. Son recuerdos oscuros que se deben aceptar.

Equilibrando las cosas en una balanza, sólo puedo desear que ojalá ella sea feliz. Tengo días de nacido, pero soy consciente de todo lo que pasa a mi alrededor.

Además, fui un adulto y no puedo relegar de mi pasado, aunque me haya comportado como un idiota y tenido una doble vida que pocos serían capaces de contar.

Previous post

Negro como un alma rota

Next post

Impotentia | Capítulo 3

The Author

Mauro Gómez

Mauro Gómez

Tecnólogo en Informática Biomédica especializado en Marketing Digital, UX y Programación. Autor de historias de Terror de los tipos Uncanny y Psicológico